“En la lucha contra el dengue la responsabilidad de los vecinos es clave” aseguró Aldo Vega.

“En la lucha contra el dengue la responsabilidad de los vecinos es clave” aseguró Aldo Vega.

“Así como contra el coronavirus se insiste en que quedarse en casa es la mejor manera de cuidarnos, en la lucha contra el dengue la mejor forma es el descacharrado en cada uno de los hogares, no es la fumigación la medida más eficaz lo mejor es no permitirle a los mosquitos dejar larvas que luego crecen y se convierten en vectores de transmisión” comenzó a explicar el Secretario de Servicios Públicos Aldo Vega.

La provincia en su peor momento:
La directora de Epidemiología, Carolina Cudós, aseguró este jueves en conferencia de prensa que la provincia de Santa Fe “está afrontando su peor epidemia de dengue“. Además agregó que a la situación “la estábamos esperando, por los anuncios de 2019 de lo que estaba pasando en el cono sur”.

Asimismo, el Ministerio de Salud de la provincia informó que hasta el momento fueron notificados 3.085 casos, de los cuales se confirmaron 1.580. Y 182 casos fueron considerados probables, mientras que otros se encuentran en estudio.

La mayoría de los casos están en el departamento de General Obligado, 562 casos, con las ciudades de Reconquista y Avellaneda como las más afectadas. Preocupa además el departamento Castellanos, Rafaela en primer lugar y luego Sunchales. “A diferencia de otros brotes, donde por ahí se concentraban en un par de ciudades, acá lo que vemos es una amplia distribución en toda la provincia“, analizó.

La ciudad trabaja todo el año:
En cumplimiento de las normativas vigentes y bajo el programa de manejo integrado de plagas y control de vectores, la División de Saneamiento, dependiente de la Secretaría de Servicios Públicos, desarrolla diferentes actividades para la prevención de enfermedades transmitidas por mosquitos (Dengue, chikungunya, Zika).

Es así que se brindan charlas en escuelas, además de la difusión y concientización a la población en general a través de los medios de difusión y entrega de folletería en diferentes campañas, fomentando las acciones más efectivas como el descacharrado para evitar la proliferación del mosquito. Acciones que demuestran una respuesta positiva de la población, ya que se pudo comprobar un significativo incremento en la cantidad de residuos de patio recolectados.

Manteniendo el cumplimiento de las Ordenanzas en vigencia (Ord. Nº 3576 sobre desmalezado de inmuebles, Ord. Nº 2530 sobre desratización, desinfección y desinsectación y Decreto Nº 9648 sobre prevención del dengue) se realizan inspecciones, notificaciones y sanciones a los propietarios de inmuebles, comercios, industrias y espacios públicos que no colaboren con las medidas de prevención.

Se realiza el control químico de manera periódica mediante fumigaciones en distintos sectores de la ciudad con el objetivo de disminuir la densidad de población de mosquitos en su fase adulta, así como fumigaciones periódicas en instituciones, clubes, escuelas, edificios y dependencias públicas, entre otros. También se realiza el control biológico mediante la aplicación de biolarvicidas para control de larvas de mosquitos, en fuentes ornamentales y en espacios públicos donde se acumula agua. Es importante mencionar que el control de los mosquitos mediante fumigaciones no es una solución definitiva ni la más eficaz para eliminar a los mosquitos y prevenir las enfermedades que transmiten, ya que además de no reducir significativamente la población, pueden eliminarse otros insectos benéficos, sumado de otros inconvenientes. Siendo el descacharrado o eliminación de los sitios de cría los medios indispensables de prevención para un resultado satisfactorio.